Inicia
SegurCaixa Adelas

Azúcar: ¿una dulce adicción?

 

De acuerdo con Antonio Gippini Pérez, especialista en endocrinología y nutrición y doctor en medicina del Centro Médico El Carmen (Ourense): “El azúcar no es una sustancia adictiva. Es sacarosa, un nutriente básico del grupo de los carbohidratos que, por su agradable sabor, gusta mucho en la etapa infantil. Con el paso de los años se va atenuando el interés por el sabor dulce, a la par que aumenta la atracción ejercida por otro tipo de sabores. Cuando esto no sucede, el riesgo de obesidad aumenta”.

Azúcar, sedentarismo y obesidad infantil

Pero no se debe culpar sólo al azúcar de la obesidad infantil. Tal y como explica el experto: “La creciente prevalencia de esta patología resulta de la combinación entre el fácil acceso al alimento y el progresivo sedentarismo. Mientras que hace no muchos años los juegos infantiles conllevaban la realización de abundante ejercicio físico, hoy los niños juegan sentados, y a veces incluso, juegan sentados a la vez que comen”.

Comer de todo desde pequeños

Para que el niño vaya abandonando el hábito de consumir dulce, se le debe educar en la apreciación de otro tipo de sabores. “Si se le da de comer exclusivamente aquello que más le gusta, probablemente se estarán poniendo las bases para que en la vida adulta sus hábitos alimentarios no sean los más adecuados”, explica Gippini.

¿Y qué pasa con los productos light?

Consumir alimentos light puede ser una solución cuando los problemas de obesidad aparecen. Sin embargo, es importante prestar atención. El experto advierte: “En ocasiones estos productos tienen un contenido calórico escasamente menor que alimentos similares sin esa denominación. En estos casos se corre el riesgo de ingerir una cantidad de energía mayor de la esperada a base del producto “light”, en la creencia errónea de que posee un poder energético muy bajo. Los productos con edulcorantes acalóricos, sin embargo, pueden ayudar a reducir la cuantía total de energía ingerida en personas que desean perder peso, o que quieren contrarrestar una tendencia a ganar peso”.

¿Por qué los malos hábitos siguen siendo prevalentes?

“Las campañas de promoción de estilos de vida saludables poco pueden hacer en un entorno socioeconómico que favorece el desarrollo de estilos de vida no saludables. Lo malo es que el entorno, lejos de mostrar visos de cambio para ofrecer mejoras en este sentido, parece decidido a seguir evolucionando de la misma forma en que lo ha venido haciendo hasta ahora”, opina el endocrino consultado.

Acceso a noticias relacionadas

BBC News Healt

http://www.bbc.co.uk/news/health-21082629