Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro Sitio Web. Si continúa navegando, usted está aceptando su uso. Aceptar
Inicia

Las mujeres tienen más riesgo de ictus, pero menos de infartos

 
Los fármacos para controlar la diabetes o la hipertensión son mucho más eficaces que los empleados para prevenir los episodios cardiovasculares.

Un metanálisis de 18 estudios confirma que, con dos o más factores de riesgo, las probabilidades de sufrir un infarto se elevan a un porcentaje del 49,5%. Un hombre de 45 años, que no fuma, no tiene sobrepeso, ni diabetes, ni hipertensión, tiene un riesgo de infarto del 1,4 %.

Hasta un 30% más de riesgo
Los investigadores de Northwestern University, examinaron a más de 250.000 personas, en un periodo de 50 años. A los participantes -de 45, 55, 65 y 75 años-, se les midieron los niveles de los cuatro principales factores de riesgo de ictus o enfermedad cardiovascular: colesterol, presión arterial, consumo de tabaco y diabetes. Según las conclusiones, las mujeres que llegaban a los 45 años en plena forma, tenían un riesgo del 4,1% de sufrir un infarto o ictus. Si tenían 2 o más factores de riesgo las posibilidades se elevaban al 30,7%. “Las mujeres tienen más riesgo de ictus que los hombres, pero menos infartos”, afirmaron en su informe los autores del estudio.

Estudio significativo
El doctor Masjuán Vallejo, coordinador de la Unidad de Ictus del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, opina que el trabajo subraya la importancia de la prevención y de los fármacos y “al contar con una amplia muestra de participantes, sus conclusiones son muy significativas” . “Las mujeres viven más años y los ictus suelen ocurrir, con más frecuencia, a partir de los 65 años. Sin embargo, la cardiopatía afecta a gente más joven y, sobretodo,  hombres, porque ellos tienen peor control de los factores de riesgo”, añade el experto.

Ahora, más descontrol
“Antes ver a gente de menos de 50 años con un ictus era excepcional”, comenta el doctor Masjuán. “Ahora, todas las semanas, tenemos algún caso y eso es debido a que tenemos mayor carga de obesidad, hipertensión, diabetes y tabaco. No nos damos cuenta de que, a poco que se descontrolen los niveles, por ejemplo, de colesterol, antes de los 50, el riesgo de infarto o ictus se incrementa considerablemente”.

La enfermedad cardiovascular se puede prevenir y controlar. Apúntate gratis a Reducir tu Riesgo Cardiovascular con Adeslas SegurCaixa.