Este Sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información estadística sobre sus hábitos de navegación y así poder mejorar y personalizar su experiencia ofreciéndole contenidos de su interés y mostrarle publicidad y anuncios personalizados. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en Política de Cookies entendido
Inicio de sesión
SegurCaixa Adelas

Dos tratamientos para dejar de fumar, a examen

 

Según un ensayo clínico realizado en Reino Unido, los cigarrillos electrónicos son más efectivos que las terapias de reemplazo de nicotina.

Un trabajo llevado a cabo por investigadores de la Queen Mary University of London, revela que los cigarrillos electrónicos son casi dos veces más efectivos que los tratamientos de reemplazo de nicotina, como parches y chicles, para ayudar a los fumadores a dejar de fumar. El trabajo, que involucró a casi 900 fumadores que también recibieron apoyo conductual adicional, encontró que casi el doble de los usuarios de cigarrillos electrónicos no fumaban después de un año, en comparación con los participantes que utilizaban otras terapias de reemplazo de nicotina.

El estudio se nutre de los datos de 886 fumadores que asistieron a los servicios para dejar de fumar del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (en Tower Hamlets, City of London, Leicester y East Sussex), a los que se les asignó aleatoriamente o bien un tratamiento de reemplazo de nicotina (incluidos parches, chicles, pastillas, aerosoles, inhaladores o una combinación de productos) o bien se les permitió fumar con cigarrillo electrónico, durante un periodo de tres meses, Todos los participantes recibieron apoyo conductual individual de manera semanal, durante al menos cuatro semanas, y un monitoreo de monóxido de carbono en el aire expirado.

Los cigarrillos electrónicos son el doble de efectivos

De acuerdo con los resultados recogidos, el 18% de los usuarios de cigarrillos electrónicos no fumaban cigarros convencionales después de un año, en comparación con el 9,9% de los participantes que utilizaban diferentes productos de sustitución de nicotina, como chicles, parches, inhaladores o pastillas. En palabras de Peter Hajek, director de la Unidad de Investigación de Salud y Estilo de Vida de la Universidad: “Este es el primer ensayo que prueba la eficacia de los cigarrillos electrónicos modernos para ayudar a los fumadores a dejar de fumar”. Hasta ahora, los profesionales de la salud del Reino Unido, debido a la falta de una evidencia clara de su eficacia proveniente de estudios fiables, han sido reacios a recomendar los cigarrillos electrónicos para dejar el tabaco; el estudio de Queen Mary University of London podría sentar las bases para hacer que esto cambie.

Estos resultados hay que tomarlos con cautela, ya que todavía no hay evidencia suficiente para hablar de eficacia y seguridad de este tipo de dispositivos.





¿Dónde se ha publicado esta noticia?

Queen Mary University of London



Mejora tu salud y calidad de vida. Apúntate en los servicios de prevención y planes de cuidados de tu interés