Inicio de sesión
SegurCaixa Adelas

La cistitis aumenta en verano

 

Los datos han sido obtenidos en una encuesta realizada por el Centro de Información de la Cistitis a 2.400 personas. La llegada del verano aumenta el riesgo de contraer esta infección urinaria debido a la mayor frecuencia de los baños en lugares públicos y al contacto con prendas de vestir húmedas.

Una infección más frecuente en mujeres

La cistitis está causada por bacterias que penetran en la vejiga y se adhieren a las paredes del tracto urinario. La bacteria Escherichia coli (E.coli) suele provocar la mayoría de estas infecciones. Según los datos, las mujeres son las más afectadas: un 29% de las encuestadas han padecido este tipo de infección, frente al 12% de hombres. "Debido a las características anatómicas, la cistitis es más habitual en mujeres, ya que la uretra femenina es más corta, solo mide dos o tres centímetros, y la vejiga se encuentra demasiado cerca de la zona vaginal, que suele estar contaminada. Así, las mujeres tienen más riesgo de infecciones urinarias", explica el doctor Manuel Fernandez Arjona, urólogo del Instituto de Medicina Sexual (IMS) y jefe de sección del Servicio de Urología del Hospital Universitario del Henares.

La importancia de la higiene

Según explica el doctor José Luis Neyro, ginecólogo del Hospital Universitario de Cruces (Barakaldo, Vizcaya) "la mayoría de las infecciones urinarias, como la cistitis, se producen por contaminación fecal". Realizar una higiene íntima completa y adecuada es uno de los aspectos más importantes de cara a prevenir la aparición de episodios recurrentes de cistitis. En opinión de Neyro, al igual que ocurre con la eliminación de la orina a través de la uretra femenina, "la defecación debe ser completa, es decir, propiciando el vaciado completo del recto". Posteriormente, la limpieza debe realizarse "de adelante hacia atrás" evitando, de esta manera, el traslado de gérmenes desde el recto y el ano hacia los aparatos reproductor y urinario de la mujer. Si se quiere incidir en una limpieza más exhaustiva de la zona a tratar, lo más indicado  es emplear un jabón ácido "que ayudará a mantener el pH vaginal, dificultando la aparición de nuevos episodios de infección urinaria o cistitis", añade.

Arándano rojo americano

Los expertos del Centro de Información de la Cistitis subrayan que este fruto ha demostrado su eficacia contra las infecciones urinarias, si bien recomiendan consumirlo en forma de preparados farmacéuticos como cápsulas o comprimidos adquiridos en farmacias, con un registro sanitario.

 

Texto elaborado con la supervisión científica del Área Asistencial de Adeslas

 

¿Dónde se ha publicado esta noticia?

Centro de Información de la Cistitis ​​