Inicio de sesión

La lactancia materna en países desarrollados

 

Amy Tuteur, ginecóloga estadounidense y autora de la web The Skeptical OB, sobre ginecología y obstetricia, ha declarado a la revista Time: "Las madres que no dan el pecho están bajo una gran presión que les hace sentir que son malas madres cuando, en realidad, las diferencias entre la lactancia materna y la fórmula en los países desarrollados son muy, muy pequeñas". Tuteur coincide con Michael Kramer, líder de una investigación única en la historia sobre los efectos del amamantamiento: "Se han exagerado los resultados científicos sobre los beneficios que tiene la lactancia en la salud del bebé a largo plazo".

Lactancia en el mundo

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), es recomendable amamantar al bebé durante los seis primeros meses de vida. En los países de rentas bajas y medias sólo uno de cada tres bebés reciben lactancia materna exclusiva durante este tiempo. En las sociedades industrializadas, especialmente en la europea, las cifras son muy parecidas. Según un trabajo publicado en The Lancet, si la lactancia materna se incrementara hasta niveles universales, podrían prevenirse 823.000 muertes de niños menores de cinco años.

Beneficios a largo plazo en tela de juicio

Numerosos estudios defienden la lactancia materna frente a la artificial, apuntando que rebajaría el riesgo de desarrollar obesidad, diabetes tipo 1 y 2, asma, alergias, y presión arterial alta, entre otras patologías. Sin embargo, la mayoría de ellos no son experimentales sino observacionales (comparan un grupo de población con otro), por lo que deberían tenerse en cuenta otras variables. Así, respecto a los bebés de biberón, los de pecho suelen ser blancos, nacer en familias con altos ingresos, tener padres con un alto nivel educativo, un mejor acceso al sistema de salud y vivir en barrios más seguros y con bajos niveles de toxicidad ambiental. Es difícil investigar los beneficios de la lactancia materna en humanos, ya que influyen muchos factores. Con el fin de alcanzar resultados más objetivos, en la actualidad se están realizando estudios con hermanos alimentados de manera diferente (uno con pecho y otros con biberón).

La lactancia materna sigue siendo la mejor

Joao Bredo, gerente del Programa de Nutrición, Actividad Física y Obesidad de la OMS, es escéptico con el ensayo de Kramer y los trabajos con hermanos: "Existe la idea de que los beneficios de la lactancia materna sólo se refieren a los países pobres, pero no es así, son igual de importantes para toda la población. Es cierto que los estudios observacionales pueden tener un problema de desviación y que debemos continuar investigando. Pero, a día de hoy, no creemos que exista evidencia suficiente como para dudar de los efectos beneficiosos de la lactancia materna sobre la salud a corto y largo plazo". De acuerdo con el estudio publicado por The Lancet la lactancia materna reduce el riesgo de muerte súbita del lactante en países desarrollados en una proporción de más de un tercio.

 

Texto elaborado con la supervisión científica del Área Asistencial de Adeslas

 

¿Dónde se ha publicado esta noticia?

Agencia SINC


Mejora tu salud y calidad de vida. Apúntate en los servicios de prevención y planes de cuidados de tu interés