Este Sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información estadística sobre sus hábitos de navegación y así poder mejorar y personalizar su experiencia ofreciéndole contenidos de su interés y mostrarle publicidad y anuncios personalizados. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en Política de Cookies entendido
Inicio de sesión
SegurCaixa Adelas

Practicar ejercicio alivia el dolor menstrual

 

Un nuevo estudio señala que correr sobre la cinta puede ser una herramienta eficaz para combatir los dolores causados por la regla. 

De acuerdo con los expertos de la SEGO (Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia), aproximadamente un tercio de las mujeres sufre dismenorrea primaria, es decir, calambres o dolores punzantes en la parte inferior del abdomen antes o durante la menstruación. Aunque puede afectar a todas las mujeres a lo largo de su edad reproductiva, las dismenorrea primaria parece ser más frecuente entre las mujeres fumadoras, las que padecen sobrepeso, las que ingieren alcohol durante la menstruación o aquellas que tuvieron la primera regla antes de los 11 años de edad. Según un nuevo estudio realizado por científicos de la Universidad Anglia Ruskin (ARU), la Universidad Politécnica de Hong Kong, la Facultad de Fisioterapia de la Universidad de Otago y la Facultad de Medicina Dunedin, practicar ejercicio sobre la cinta de correr de forma habitual, puede reducir el dolor menstrual y mejorar la calidad de vida a largo plazo.

¿Cómo se ha hecho el trabajo?

Los investigadores pidieron a un grupo de mujeres de entre 18 y 43 años que participaran en un programa supervisado de entrenamiento aeróbico tres veces por semana durante cuatro semanas, comenzando el día después del final de su período menstrual. Tras este mes de ejercicio, se pidió a las participantes que realizasen ejercicio en casa sin supervisión durante seis meses. Los resultados se compararon con un grupo de control, que no siguió ninguna pauta de ejercicio. Este estudio es el primero de su categoría en examinar el efecto del ejercicio en la cinta en medidas como la intensidad del dolor, la calidad del sueño y la calidad de vida en general.

La cinta demostró ser eficaz

Según los resultados del trabajo, las mujeres que participaron en el ejercicio supervisado declararon tener un 6% menos de dolor tras el primer mes de ejercicio y un 22% menos de dolor al continuar el ejercicio durante los seis meses adicionales. Además, las participantes admitieron haber sentido beneficios significativos del ejercicio después del período de informe de siete meses, para otras medidas del estudio, incluida una mejor calidad de vida y un mejor funcionamiento diario. Cabe señalar, no obstante, que las participantes no informaron de mejoras en la calidad del sueño después del ensayo.

El ejercicio: un aliado contra el dolor

Según. Leica Claydon-Mueller, profesora titular de la Universidad Anglia Ruskin (ARU), "Las mujeres que tienen dismenorrea dejan a menudo de practicar ejercicio cuando tienen el periodo, después de todo, cuando tienes dolor, el ejercicio puede ser lo último en lo que quieres participar. Sin embargo, los datos de este trabajo demuestran que el ejercicio redujo significativamente el dolor para las personas que participan en el programa, y también informó de niveles reducidos de dolor después de cuatro y siete meses". Priya Kannan, de la Universidad Politécnica de Hong Kong, agregó: "Las mejoras en los puntajes de calidad de vida después de siete meses fueron notables. La evidencia que respalda el uso del ejercicio aeróbico para controlar el dolor, mejorar la calidad de vida y mejorar el funcionamiento diario se ha visto reforzada por los resultados de esta investigación".

Fuentes

Universidad Anglia Ruskin (ARU)

Contemporary Clinical Trials

SEGO


Mejora tu salud y calidad de vida. Apúntate en los servicios de prevención y planes de cuidados de tu interés