Este Sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información estadística sobre sus hábitos de navegación y así poder mejorar y personalizar su experiencia ofreciéndole contenidos de su interés y mostrarle publicidad y anuncios personalizados. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en Política de Cookies entendido
Inicio de sesión
SegurCaixa Adelas

Se confirman los efectos positivos de los omega 3

 

Un experimento llevado a cabo por la investigadora Mercedes Ferrer y su equipo de la Universidad Autónoma de Madrid, ha demostrado que la dieta suplementada con un ácido graso poliinsaturado omega-3 (ω-3) previene el incremento de colesterol en la pared arterial. Los resultados fueron observados en ratas orquidectomizadas (a las que se ha extirpado quirúrgicamente los testículos y presentan niveles muy bajos de andrógenos) y publicados en la revista PLoS ONE. Tal y como apuntan los autores, "Lo más importante es que además del colesterol, hemos detectado siete productos derivados de la oxidación del colesterol (oxisteroles). Estos se consideran actualmente como los principales contribuyentes en el desarrollo de aterosclerosis y como un factor de riesgo cardiovascular más importante que el propio colesterol".

La clave esta en los oxisteroles

El mismo grupo demostró en trabajos previos que la dieta suplementada con ω-3 ejerce en animales orquidectomizados efectos antioxidantes y antiinflamatorios, y mejora el perfil lipídico, lo que supone un efecto cardioprotector frente a las alteraciones vasculares inducidas por la pérdida de hormonas sexuales. "Con este último estudio hemos demostrado por primera vez la relación existente entre la acumulación de los oxisteroles en la pared arterial y los cambios observados en la producción de distintos factores que regulan la función vascular", subrayan los autores. Estos resultados obtenidos en investigación básica pueden hacerse extensivos a la clínica, no solo en situaciones con niveles disminuidos de hormonas sexuales, sino también en pacientes que presenten otros factores de riesgo cardiovascular.

El riesgo cardiovascular aumenta con la pérdida de hormonas sexuales

Además de la hipertensión, la hipercolesterolemia, la diabetes, el tabaquismo y el sedentarismo, principales factores de riesgo de la enfermedad cardiovascular, la pérdida de hormonas sexuales también influye de forma muy importante en la aparición de estas patologías. Se sabe que, con la llegada de la menopausia, las mujeres presentan un mayor riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. Este proceso también ocurre, de forma similar, en los hombres. Numerosos estudios epidemiológicos han puesto de manifiesto que la disminución en los niveles plasmáticos de andrógenos (hormonas sexuales masculinas), y en especial de testosterona (la principal hormona sexual masculina), se correlaciona con una mayor incidencia de enfermedades cardiovasculares. Así, en ratas macho orquidectomizadas se ha descrito un incremento del estrés oxidativo y de sustancias vasoconstrictoras (prostranoides) que disminuyen el efecto vasodilatador de otras sustancias, como el óxido nítrico. También el perfil lipídico de estos animales se ve afectado, de modo que presentan niveles elevados de colesterol, triglicéridos y lipoproteínas de baja densidad. Además, este desequilibrio en la producción de distintos factores induce una disminución del diámetro de arterias implicadas en la regulación de la presión arterial.

Una información clave en la prevención de la patología cardiovascular

Las enfermedades cardiovasculares, como la enfermedad isquémica del corazón, la enfermedad cerebrovascular y la insuficiencia cardíaca, presentan una elevada prevalencia en la sociedad actual y constituyen la primera causa de muerte en España. Debido al envejecimiento de la población, se prevé que el impacto de estas patologías aumente en las próximas décadas. Por ello, el conocimiento de los mecanismos implicados en estos trastornos resulta fundamental para poder aplicar estrategias terapéuticas que consigan su prevención o que aminoren su severidad.

 

Texto elaborado con la supervisión científica del Área Asistencial de Adeslas

 

¿Dónde se ha publicado esta noticia?

Agencia SINC

 

Mejora tu salud y calidad de vida. Apúntate en los servicios de prevención y planes de cuidados de tu interés